“El país tiene que depender de su esfuerzo y no del endeudamiento”

Foto de Ricardo López Murphy
Ricardo López Murphy

Miembro del Consejo Académico de Libertad y Progreso.

EL INTRANSIGENTE – “El país tiene que depender de su esfuerzo y no del endeudamiento”, aseguró Ricardo López Murphy al evaluar la gestión que encabeza Mauricio Macri y resaltó: “No es solo la herencia del populismo, había otro problema: las condiciones externas se habían agravado”. Asimismo, el exministro de Defensa y Economía apuntó contra la administración kirchnerista y aseveró: “Habían descapitalizado el país, ese rumbo terminaba en una catástrofe”.

Cavallo insiste en la covertibilidad

Para López Murphy, “el chequeo de las metas económicas del país será la verdad de todo”
Durante su presencia en la #Mesaza de Mirtha Legrand, de la noche del sábado, el economista analizó la realidad nacional y destacó: “El país venía en un sendero que no era viable. Con déficits externos y fiscales no prudentes. El país ha virado a un sendero más razonable. Promocionar exportaciones, turismo, entre otras cosas. El país tiene que depender de su esfuerzo y no del endeudamiento”.

“Es un problema de sensatez. No hay que poner en crisis a los que producen riqueza. El país necesita re-ganar la confianza de su gente y del resto del mundo”, afirmó al hablar sobre las retenciones y apuntó contra la gestión K. “Habían descapitalizado el país, ese rumbo terminaba en una catástrofe. No explicar eso es muy grave, me resulta muy difícil entender. Sudamérica, los precios de las commodities en 2014 cayeron”, aseguró.

Por lo cual, destacó: “No es solo la herencia del populismo, había otro problema: las condiciones externas se habían agravado”, y ante uno de los principales reclamos contra el Gobierno, puntualizó: “Si usted no revela los problemas, pasan a ser suyos. El gradualismo fue tratar de financiar los excesos recibidos. Era un camino inviable”.

“Desde el comienzo me parecía que esa estrategia de déficit enorme era inaceptable”, explicó el exministro de Economía y puntualizó que “aun si fuera viable, es inconveniente”. “La tormenta financiera no afectó a Brasil, Uruguay y Chile” y que “la crisis hizo cambiar al Gobierno”, destacó y añadió: “El país, de manera obligada por la crisis, giró hacia algo más razonable”.

Por lo cual, el exministro de Economía y Defensa argumentó: “El Presidente habla de tormenta, pero afortunadamente no cayó en la región”. Además, en otro tramo de su participación, ante la consulta sobre la crisis que viven las Pymes, López Murphy explicó: “Eso es porque el Estado se apropia de la capacidad de préstamo”.

Asimismo, se refirió a algunos sectores productivos nacionales y explicó: “La industria de la carne había sido destruida en la anterior gestión. Eso se está recuperando”, por eso “necesitamos ocupar el país, no hay que discriminar a los sectores que generan trabajo”. “Estamos complicados y necesitamos que vengan a gastar”, enfatizó.

“Turismo receptivo para generar oportunidades. En vez de trabarlo en las aduanas, tenemos que darle un beso en la frente a cada uno que venga”, aseveró el exministro y se refirió a la economía chilena. “Ha crecido mucho, hay que mirarlos. Tienen cobre, vino, han desarrollado la fruta, la pesca. Han desarrollado mercado de capitales y el financiero”, afirmó.

En tanto, al referirse a la corrida cambiaria, López Murphy explicó: “Tenemos un país enamorado del dólar. Hace 50 años tenemos 200% de inflación. Destruimos la moneda y buscamos un sustituto” y agregó: “La clave de la inflación es el desorden presupuestario”. “Necesitamos recuperar la confianza de nuestra propia gente y después, la del mundo. Tenemos que volver a ganar el pan con el sudor de la frente, como dice la Biblia, en vez de vivir de los planes y el Estado”, resaltó.

“La gente tiene que hacer lo que le preserve sus ahorros, su propiedad. Tenemos que hacer una institucionalidad parecida a la de nuestros vecinos. Es muy simple”, concluyó.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin