Un economista reveló el motivo de la renuncia de Martín Guzmán

Aldo Abram
Director Ejecutivo en

MDZ – Con las nuevas restricciones que impuso el Banco Central, ahora los argentinos no podrán financiar en cuotas con tarjetas sus consumos en tiendas libres de impuestos, conocidas con el nombre de “free shop”. Ante esta medida, MDZ Radio se comunicó con el director ejecutivo de Libertad y Progreso, Aldo Abram, quien criticó a las autoridades del Banco Central por “no entender los efectos perjudiciales que trae establecer nuevos cepos a nuestro sistema económico nacional”.

Además, advirtió que esta medida será contraproducente para “el peso argentino que perderá su poder adquisitivo cada vez más”, y reveló la causa por la cuál Martín Guzmán renunció al Ministerio de Economía.  

ALDO ABRAM, DIRECTOR EJECUTIVO DE LIBERTAD Y PROGRESO.

“Los funcionarios del Banco Central y del Gobierno tienen una idea desacertada de las consecuencias que trae establecer cepos a nuestra economía. Durante toda nuestra historias, estás medidas han sido restrictivas y no permiten la flexibilidad para la comprar de dólares oficiales. De hecho, me preocupó mucho que el titular del Banco CentralMiguel Ángel Pesce, respaldara estas medidas diciendo que son para evitar una fuerte devaluación. Esto nos quiere decir que ignora todo lo que sucedió en Venezuela, que introdujo este plan y sufrieron 3 años de hiperinflación”, indicó el entrevistado en MDZ Radio.

El economista sostuvo que “el costo de esta medida producirá más empobrecimiento a los argentinos” y se tendrá que subir “el tipo de cambio oficial”, acelerando cada vez más “la pérdida del valor adquisitivo del peso”. “Restringir las compras de los productos del exterior, entre ellos insumos y servicios, trae aparejado efectos fenomenales de empobrecimiento a nuestra economía nacional. Las industrias no podrán producir más, afectando a sus trabajadores e incrementando el desabastecimiento de mercaderías. Y, estas consecuencias, parece que las autoridades no las ven”, declaró el economista de Libertad y Progreso. 

“De los 21 cepos que hemos tenido en estos últimos 70 años, la mayoría terminaron en crisis y dos finalizaron en hiperinflación.  Sin embargo, la única que no entró en crisis fue cuando el Gobierno de Cambiemos en 2015 intentó desarmar la medida, pero también tuvo sus costos al hacerlo”, agregó. 

Por otra parte, el ministro del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro, participó este jueves del Consejo Interamericano de Comercio y Producción y le pidió a Juntos por el Cambio “construir consensos sobre un modelo de país productivo”. El director ejecutivo respondió que esto “no funciona para salir de la crisis”.

“Esto es una invitación del oficialismo a la oposición para que lo apoyen ante sus decisiones económicas. Y esto no funciona, porque si el país está en crisis y vos estas en la vereda de enfrente, lo último que haría sería ayudarte”, manifestó. 

“Imaginemos si la oposición ayudara al Gobierno en un camino proyectado hacia una crisis, el día que llegue ese evento, ni Juntos por el Cambio existirá como una esperanza de cambio para los ciudadanos. Una locura, y el punto importante es que la oposición no puede acordar con un Gobierno que cree que la emisión monetaria no genera inflación. Y Guzmán se fue porque sabía que el gasto público iba a subir cada vez más y eso da pauta para pensar que este cambio de Gabinete irá hacia este camino próximamente”.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin