Calidad institucional y recuperación económica

Secuelas de la Pandemia

 

Índice de Calidad Institucional El año pasado, el ICI vinculó el impacto de la pandemia con la calidad institucional de los países de América (ver ICI 2021), señalando el vínculo existente entre ésta y la respuesta a la crisis generada por el Covid-19. Los países con menor calidad institucional sufrieron mayores costos en términos sanitarios, económicos y en sus libertades individuales. Como seguimos afectados por el fenómeno, este año analizamos la recuperación: en primer lugar, la recuperación de la calidad institucional, ya que la “emergencia” disparó una cantidad de medidas que afectaron el normal desempeño institucional de nuestros países, muchos de los cuales no se caracterizaban ya por tener sólidas instituciones; en segundo lugar, la recuperación económica, teniendo en cuenta el alto costo que tuvo que pagar la población americana por las restricciones impuestas, las que tampoco generaron mejores resultados en la lucha contra la pandemia. (Ver Índice de Calidad Institucional 2022)

Todos los Índices, 2022  y anteriores

A nivel mundial, Argentina se encuentra en el puesto en el puesto 116° entre 192 países (76° en instituciones políticas y 142° en instituciones de mercado) por lo que evidenció un retroceso de cuatro puestos con respecto al año anterior.

El economista y docente Martín Krause, autor del índice advierte que “Argentina tiene que revertir su tendencia, aunque es muy posible que, dados los acontecimientos del último año, que recién saldrán reflejados en el ICI 2023, la misma siga siendo negativa por un par de años más”. Además, agregó que “habiendo tocado fondo en 2016 cuando se llegó al puesto 142, se había empezado a revertir una tendencia bajista hasta la posición 106 en el 2018. Lo más preocupante es que lamentablemente volvió evidenciarse una caída a partir del 2019 y que probablemente se profundice en 2023 por el retraso de algunos indicadores”.

Krause además indica que si miramos hacia atrás “la caída es más significativa teniendo en cuenta que desde 1996 a la fecha, el país retrocedió 72 posiciones y 10 desde el 2019. En el continente americano la situación no deja de preocupar ubicándose en el puesto 25 de 32, integrando ‘el final de la tabla’”.